El último informe PISA demuestra que la clave educativa se encuentra en las aulas

COMUNICADO DE PRENSA

Los resultados obtenidos por el alumnado español en el último informe PISA demuestran que la clave educativa se encuentra en las aulas.

En el último informe PISA 2015, nuestro país supera la media de la OCDE en lectura, la iguala en ciencias y se queda a cuatro puntos en matemáticas.

El Informe PISA, Informe del Programa Internacional para la Evaluación de Estudiantes, es una prueba internacional llevada a cabo por la OCDE que se encarga, a través de pruebas estandarizadas, de medir los conocimientos y las competencias del alumnado de 15 años en Lectura, Matemáticas y Ciencias.

Este año, por vez primera, han participado en el estudio todas las comunidades autónomas con 37.000 alumnos de 980 centros.

A pesar de que los buenos datos de nuestro alumnado son siempre motivo de satisfacción, debemos puntualizar que los resultados de nuestros estudiantes se miden proporcionalmente con la media de los del resto de países evaluados, y muchos de los mejor valorados han visto descender sus niveles, dejándonos en una posición más avanzada. Por otra parte, cabe destacar que no se puede vincular, a corto plazo, el resultado educativo obtenido con los cambios de normativa que venimos sufriendo, por lo que el informe PISA 2015 no puede recoger los efectos de la LOMCE puesto que los alumnos que realizaron la prueba cursaban enseñanzas LOE.

Además consideramos negativo el hecho de que los resultados se estén utilizando para calificar como mejor o peor la educación de unas comunidades autónomas con respecto a otras. Son muchas las variables que intervienen en estos resultados y que habría que tener en cuenta antes de pronunciarse en este sentido. La Conferencia Sectorial, que reúne a todas las Consejerías de Educación con el Ministerio es la responsable de evitar el avance de 19 sistemas educativos diferentes.

Las evaluaciones cuando dejan de ser un obstáculo a superar por el alumno, y son de diagnóstico y muestrales, se convierten en un buen instrumento al servicio de la enseñanza.

UGT resalta que pese a la reducción del gasto público en educación –con una pérdida de 7.300 millones de euros en los últimos años, el recorte de plantillas docentes y el deterioro de las condiciones laborales así como el abandono de atención al alumnado con necesidades educativas especiales y la reducción de becas y ayudas, entre otros- la mejora de los resultados obtenidos en PISA se debe, en gran parte, a la labor, el esfuerzo y el compromiso del profesorado en los centros.

Para UGT es fundamental que el Gobierno cuente con el profesorado para el diseño de políticas educativas más eficaces y pone el foco en la necesidad de una financiación suficiente para implementar cualquier reforma, ya que el gasto educativo español es inferior al de la media de los 35 países que integran la OCDE en todas las etapas educativas.