El programa del SEXPE para la adquisición del título de la ESO no respeta la normativa y mercantiliza la educación de adultos

FETE-UGT tuvo conocimiento de este Programa por los medios de comunicación y por la reunión de la Mesa Técnica que se celebró el día 12 de noviembre, donde la Dirección General de Personal Docente se limitó exclusivamente a “informarnos sobre el procedimiento de selección del profesorado y localidades donde se tiene previsto desarrollar este Plan”.

En primer lugar, queremos denunciar que un programa que, según la administración, tiene la finalidad “de favorecer el empleo y la inserción laboral” debería haberse analizado pormenorizadamente en los órganos de participación de los agentes sociales y empresariales. Así, es paradójico que, el propio día de elección de plazas, haya un desconocimiento total sobre la normativa o instrucciones que regularán objetivos pedagógicos, temporalidad y acceso al título de ESO por parte de muchos de los centros en los que se van a impartir. Todo este oscurantismo nos lleva a sospechar que se pretende obviar la normativa para la obtención de dicho título, acortando el tiempo reglado de adquisición.

Desde nuestro sindicato somos conscientes de que se deben tomar medidas urgentes para luchar contra el abandono y fracaso escolar, en particular intentar que aumente el número de jóvenes de 18 a 25 años que obtengan el titulo de la ESO. En este sentido, creemos que el sistema educativo tiene los suficientes medios para atender a estos 4.000 jóvenes a los que se le oferta el programa: centros de educación de adultos, Programas de Cualificación Profesional Inicial, programas de adultos en ayuntamientos, educación de adultos a distancia, etc. Por ello, denunciamos que haya una política contradictoria de la administración educativa, ya que puede darse el caso de que se suprima profesorado de este tipo de centros y que, por otro lado, haya una dotación extraordinaria.

Así, con esta medida, a nuestro juicio “muy precipitada” y “de carácter político”, consideramos que se desvirtúa el proceso educativo y evaluativo y que sirve para introducir el mercantilismo en la educación. No en vano, se va a primar con 1.000 euros a casi 4.000 jóvenes por parte del SEXPE y además desconocemos los criterios de su selección.

En cualquier caso, está claro que medidas como éstas producen un agravio comparativo no sólo con los miles de jóvenes extremeños que se matriculan de manera ordinaria en las enseñanzas de la ESO (y que van a servir claramente para desmotivarlos), sino también con los estudiantes de las enseñanzas postobligatorias que también necesitan apoyo económico para continuar estudiando, y a los que se les han suprimido ayudas y becas.

FETE-UGT considera que una de las intenciónes que tiene este programa es “maquillar” las listas del SEXPE y conseguir que haya 4000 parados menos a finales de 2012. Por ello, proponemos que estos 190 profesores que se van contratar se incorporen a los centros de adultos y programas educativos que ya hay creados en nuestra Comunidad, en vez de que los alumnos sean tratados como “conejillos de indias” por parte del Gobierno de Extremadura.