FETE-UGT reclama el derecho de todos los ciudadanos discapacitados extremeños a recibir una educación y atención de calidad, mediante una financiación pública estable

Proponemos crear un marco de participación de agentes sociales, entidades y administración de la discapacidad.

Con la presentación de los Presupuesto 2012 saltaron las alarmas en el sector de la discapacidad en Extremadura, los recortes económicos de las partidas de educación especial y atención a personas con discapacidad harían inviable el sostenimiento de la atención a las personas y servicios, de las entidades y el empleo (de más de 2000 trabajadores). Ante este escenario, FETE-UGT adopto una actitud de prudencia, y esperar la opinión y resolución de esta problemática por parte del Gobierno Regional y de los grupos políticos de la oposición.

En el debate de las enmiendas a la totalidad de los presupuestos, celebrado el día 15, el tema de los recortes al sector de la discapacidad fue tratado por los diferentes grupos parlamentarios, reconociéndose por todos que había una disminución presupuestaria con respecto al año 2011 y la necesidad que tiene este colectivo de ser atendida adecuadamente.

En este debate, la administración reconoció la diferencia entre ingresos y gastos, y argumentó que “vendrían más ingresos de la administración central” por medio de convenios, pero no lo aseguró. Por otra parte se asumió por el Gobierno Regional el aumento en el presupuesto de gastos para la dependencia, aunque estos gastos quedaban supeditados a ingresos extras en las cuentas regionales. Esta situación que no fija partidas claras y concretas, crea inseguridad entre los usuarios, centros y trabajadores, y requiere una solución.

Consecuentemente, a FETE-UGT le preocupa la viabilidad de que las entidades puedan ofrecer los servicios educativos y la atención a las personas discapacitadas, y la probable pérdida de puestos de trabajo.

Por ello, para evitar perjuicios al sector, instamos a los grupos parlamentarios a la presentación de enmiendas parciales a los presupuestos, para asegurar la viabilidad en el sector en el año 2012.

Una vez conocido, este Proyecto de Presupuestos ha provocado malestar e incertidumbre. Por este motivo, UGT considera que el marco actual de ayudas y financiación económica es insuficiente, reclamando que las partidas presupuestarias dedicadas a la atención de discapacitados sean estables y no dependan de ingresos inciertos. Es necesario llegar a acuerdos de financiación suficientes y posibilitar así una atención de calidad.

Apostamos por el establecimiento de un lugar de encuentro y diálogo de las partes interesadas. Sobre este objetivo los agentes sociales y entidades hemos tenido contactos en el último año en Extremadura, pero ha sido en el ámbito del Estado donde las organizaciones sindicales y empresariales más representativas de la discapacidad hemos firmado, en septiembre de 2011, un Acuerdo para la Sostenibilidad del sector. Acuerdo que denota el interés de agentes sociales y entidades por mejorar la calidad de la atención a las personas discapacitadas, la preocupación por el empleo, y por garantizar la financiación de los servicios que se prestan.

Por todo lo expuesto, FETE-UGT propone la creación de un marco autonómico de negociación y participación, donde estén representados la administración autonómica, entidades y organizaciones empresariales, y los sindicatos más representativos. Este marco debe tener como objetivos principales la sostenibilidad y estabilidad económica del sector y el mantenimiento de los puestos de trabajo, que repercutiría favorablemente en la calidad de los servicios que se proporcionan, en la cualificación y formación de los trabajadores y, lo que es más importante, que los jóvenes y ciudadanos discapacitados puedan desarrollar plenamente sus derechos.