FETE-UGT pone a disposición del sector educativo una web con herramientas para la gestión de los riesgos psicosociales

Evaluación de Riesgo PsicosocialLa página www.prl-sectoreducativo.es constituye un instrumento práctico para conocer el estado de estrés y de salud de los trabajadores/as de la enseñanza.

Los trabajadoras y trabajadores de los centros educativos encuentran cada día mayores obstáculos a la hora de desempeñar su trabajo, siendo uno de los principales colectivos afectados por trastornos de origen psicosocial: estrés, depresión, fatiga psíquica o el síndrome del quemado. En estas circunstancias, cada vez son más frecuentes en este sector los casos de insatisfacción personal, absentismo laboral, bajas por depresión y peticiones de jubilación anticipada.

Los recortes en materia educativa que está implantando el gobierno –aumento del número de alumnos por aula, aumento de horas lectivas del profesorado, disminución del número de profesores de apoyo, disminución de recursos para la atención a la diversidad del alumnado y para la formación del profesorado, la reducción sistemática de la inversión educativa–, además del consiguiente perjuicio para la calidad de la enseñanza de nuestro alumnado, supone la generación de niveles de estrés intolerables sobre los trabajadores y trabajadoras de los centros escolares.

El estrés es un conjunto de respuestas fisiológicas y psicológicas ante una situación que el individuo interpreta como una amenaza. La elevada disrupción del alumnado, directamente relacionada con el elevado número de alumnos por aula; el poco reconocimiento de la labor docente; la baja posibilidad de promoción, debida a la ausencia de la carrera profesional del docente; el creciente desinterés y motivación del alumnado, potenciado por el escaso apoyo familiar y social a la labor docente, hacen que los trabajadores del sector perciban un entorno laboral “amenazante” para su salud física y psicológica, generándose en ellos una progresiva sensación de deshumanización y distanciamiento en su implicación laboral.

BurnoutEstas afirmaciones han sido constatadas en dos estudios realizados, en cursos anteriores, por FETE-UGT sobre “La violencia en los centros escolares como factor de riesgo psicosocial en los trabajadores de la enseñanza” y “El estrés en el sector de la enseñanza”.

Como datos significativos del primer estudio cabe destacar que un 56% del profesorado encuestado afirmaba sufrir con cierta frecuencia disrupción en las aulas. Un 35% afirmó haber sufrido alguna vez maltrato psicológico por parte del alumnado (un 6% con cierta frecuencia). Un 7,4% del profesorado encuestado que alguna vez había sufrido, señaló una agresión por parte del alumnado (un 2% con cierta frecuencia). Cerca del 40% del profesorado encuestado manifestó sentir niveles de estrés alto o muy alto por el tipo de relaciones que se producían entre ellos y el alumnado. De manera complementaria, cerca del 20% del profesorado encuestado declaró sentirse muy estresado por la relación con las familias del alumnado y el 33% de la forma en que se relacionaban los alumnos entre sí (presenciar insultos, maltrato psicológico o agresiones físicas entre el alumnado).

Para descontextualizar el estrés del clima de la violencia en los centros educativos, en un estudio posterior analizamos las distintas fuentes de estrés que sufre el profesorado, utilizando para ello la NTP 574 del INSHT: “Estrés en el colectivo docente: metodología para su evaluación”. En este cuestionario se preguntaba al profesorado qué circunstancias laborales le producían mayor cantidad de estrés, teniendo en cuenta distintos aspectos: la forma en la que se organiza el trabajo, la flexibilidad horaria, el salario ganado, la posibilidad de promoción del profesorado o los tipos de relaciones humanas que se producen en los centros.

Después del correspondiente análisis estadístico, los 8 factores que más niveles de estrés producían al profesorado, entre los 56 factores preguntados, fueron los relacionados específicamente con las distintas situaciones de violencia que se daban en los centros escolares: falta de respaldo de los padres en problemas de disciplina, presenciar agresiones físicas entre los alumnos, enseñar a personas que no valoran la educación, impartir clase a un número alto de alumnos, sufrir agresiones verbales por parte de los alumnos, sufrir desconsideración por parte de los alumnos, dificultades para mantener la disciplina al impartir clase o el temor a sufrir una agresión física por parte de los alumnos. Todas estas circunstancias presentes en el entorno escolar generaban niveles de estrés alto o muy alto en valores que iban del 50 al 40% del profesorado encuestado. La exposición sostenida a este tipo de situaciones, que con toda seguridad empeorarán con el progresivo recorte en los recursos económicos del gobierno, está erosionando la salud física y mental del profesorado, teniendo como consecuencia el aumento de los índices de desengaño profesional y la generación de trastornos para la salud como síndrome del quemado o depresión.

Acoso laboralPara dar respuesta a los niveles de estrés detectados, FETE-UGT ha desarrollado el proyecto “Herramientas de gestión de los riesgos psicosociales”, con la finalidad de proporcionar a los trabajadores/as de la enseñanza instrumentos prácticos en materia de prevención de riesgos laborales que les ayuden a solventar diversas situaciones de carácter psicosocial que se dan en nuestros centros escolares.

Este proyecto consta de una guía de buenas prácticas y una página web específica www.prl-sectoreducativo.es. La guía en papel, editada en castellano, catalán y gallego, trata sobre aspectos como el tecnoestrés, el acoso laboral o el acoso escolar.

La página web www.prl-sectoreducativo.es es la aplicación telemática de la guía “Herramientas de gestión del estrés en los centros escolares” y proporciona a la comunidad escolar diversos instrumentos preventivos de aplicación práctica como:

  • Un cuestionario para la valoración de factores de riesgo psicosocial en la enseñanza (CV-FRP) que está específicamente realizado para el sector educativo. Analiza 20 factores de riesgo de carácter psicosocial que pueden existir en la docencia (como por ejemplo: exigencias emocionales, apoyo social, ambigüedad y conflicto de rol o situaciones de violencia y conflicto interpersonal en el contexto laboral).

    La web realiza los cálculos en función de las respuestas. De esta forma se obtiene un análisis de cada puesto de trabajo (riesgo alto, medio o bajo) para detectar las posibles deficiencias que pueden afectar a la salud del profesorado. De forma complementaria, siempre a voluntad del usuario y de forma totalmente anónima, los datos generados podrán formar parte de un estudio general sobre los riesgos psicosociales del sector en función de variables como: nivel educativo en el que se trabaja, diferencias entre CCAA, posibles diferencias de género, edad, años de servicio en la enseñanza o si existe diferencias entre el sector público o privado.
     
  • Un cuestionario de evaluación del burnout o síndrome del quemado. El síndrome de estar quemado en el trabajo o burnout es "un síndrome de agotamiento emocional, despersonalización y baja realización personal, que puede ocurrir entre individuos que trabajan con personas". Esta patología de carácter psicosocial la sufre entre un 7-10% del profesorado y se caracteriza por una sensación de agotamiento personal, la aparición de actitudes de cinismo y baja realización personal en el trabajo.

    En la web se proporciona un instrumento de medida del burnout (auto aplicativo) de forma que el programa indica si es posible que se esté sufriendo esta patología de origen psicosocial.
     
  • Un Test de valoración del estado de salud del trabajador/a. Este cuestionario está diseñado y dirigido a detectar la posible falta de salud. Es de rápida aplicación y está basado en la autopercepción del individuo sobre ciertos pensamientos, sentimientos y comportamientos que valorados dentro de unos parámetros estándar de respuesta podrían determinar un posible problema de salud mental. Con este tipo de encuestas estandarizadas se pueden medir posibles estados neuróticos y reacciones psicofisiológicas como depresión y ansiedad.
     
  • Un Protocolo de actuación frente al acoso laboral (Mobbing). Herramienta que posibilita a cada centro solucionar de forma autónoma la violencia laboral sin tener que recurrir a la tutela judicial si no se desea, promoviendo un clima favorable que revierta en la mejora de la salud y la seguridad de los trabajadores y de la propia organización.
     
  • Un Protocolo de actuación frente al acoso escolar (Bullying). Es un instrumento preventivo que facilita la gestión de los problemas de acoso escolar entre el alumnado de los centros educativos, ayudando de esta forma a reducir los problemas de carácter psicosocial a los que están expuestos los docentes y la problemática que conlleva la gestión de estas situaciones.