5 de junio, Día Mundial del Medio Ambiente: “Conectar a las personas con la naturaleza”

Paisaje

El Día Mundial del Medio Ambiente, es el evento anual más importante que invita a todos los Estados a promover acciones en favor del medio ambiente. «Conectar a las personas con la naturaleza» es el lema elegido este año por la ONU y será el eje de las celebraciones en todo el planeta.

El tema de este año nos invita a reflexionar sobre nuestro lugar en la naturaleza y nuestra dependencia estrecha con ella, salir al aire libre y adentrarnos en los espacios naturales para apreciar su belleza y su valor, e impulsar el llamamiento a la protección de la Tierra, nuestro hogar común.

La Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible marca un ambicioso reto con 17 objetivos de Desarrollo Sostenible y 169 metas para transformar nuestro mundo. Deja claro que hay que tomar medidas urgentes para conservar la naturaleza que nos queda y no dejar un planeta pobre e insalubre a las nuevas generaciones. Si conseguimos lo que ambicionamos en todos y cada uno de los aspectos de la Agenda, mejorarán notablemente las condiciones de vida de todas las personas y nuestro mundo se transformará en un lugar mejor.

Hasta el 2030 quedan unos cuantos años para trabajar en el día a día respetando el medio ambiente en nuestro lugar de trabajo. Somos los trabajadores los que estamos en contacto con las materias primas, manipulando equipos, recogida y almacén de residuos y por tanto somos conocedores de cómo mejorar los procesos para una mejor gestión medioambiental.

Una gran parte de los trabajadores y trabajadoras de los Servicios Públicos desarrolla su tarea en oficias y/ o despachos, pero tenemos grandes profesionales en sectores de actividad dirigidos a mantener unas condiciones ambientales que permiten disfrutar de paisajes urbanos limpios y cuidados, educadores que realizan actividades formativas y de sensibilización del medio ambiente, que inculcan a los más pequeños el respeto y la relación responsable con la naturaleza, trabajadores y trabajadoras que protegen nuestra fauna y flora silvestre y nuestros bosques, incluso algunos dejando su vida en ello.

Desde FeSP seguimos reivindicando la necesidad de invertir en políticas inspiradas en una economía verde que genere empleo en los diversos sectores de actividad: aquellos que corrigen, minimizan o regeneran los efectos adversos de las actividades humanas (gestión de residuos, depuración de aguas…), actividades cuya misión y función es la prevención, minimización en origen de la contaminación, ecodiseño, educación y sensibilización ambiental.

La legislación en medio ambiente ha sufrido un claro retroceso en los últimos años y las administraciones han perdido medios materiales y humanos que garantizaban el cumplimiento de la legislación existente.

Es fundamental la participación de los trabajadores en las políticas medioambientales de las empresas y defendemos la creación del Delegado de Medio Ambiente para un seguimiento de la implantación de los planes y programas medioambientales en las mismas.

Por último, desde UGT mostramos nuetra perpejidad y preocupación porque el pasado jueves el presidente de EEUU, Donald Trump anunció su decisión de sacar a EEUU del Acuerdo de París, desentendiéndose así de la lucha contra el cambio climático. Una desición nefasta para todos, además de nociva e irresponsable.